QUITO (AP) — Las negociaciones de paz entre la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y el gobierno de Colombia están muy cerca de reanudarse, dijo el viernes la canciller ecuatoriana María Fernanda Espinosa.

Ambas partes iniciaron conversaciones hace más de un año en la capital de Ecuador, pero la situación se tensó recientemente, cuando la guerrilla realizó ataques a la población civil colombiana.

En diálogo con un grupo de corresponsales, Espinosa precisó que para el reinicio de las negociaciones las condiciones “son favorables... porque hemos notado una decisión política genuina y profunda del presidente (Juan Manuel) Santos”. Asimismo, aseguró que el equipo del ELN también ha expresado su interés de retomar los diálogos.

“Ojalá podamos concretar eso en los próximos días y semanas, nuevamente creo que la paz en Colombia beneficia a toda la región”, añadió.

En su intervención del viernes, la canciller también expresó que el presidente ecuatoriano Lenín Moreno hace gestiones personales —que no precisó— para que Venezuela pueda estar presente en la Cumbre de las Américas, prevista en abril en Lima, en donde varios países de la región rechazan la presencia del presidente Nicolás Maduro.

Según Espinosa, Moreno ha cuestionado: “¿cómo vamos a abordar el tema de Venezuela sin Venezuela?”.

Tanto el gobierno de Perú como el denominado Grupo de Lima —bloque integrado por 14 países americanos— ha rechazado la presencia de Maduro en ese foro continental aduciendo falta de respeto a los derechos humanos del pueblo venezolano y a la democracia en ese país.

No obstante, reconoció que “hay un problema en Venezuela y no lo estamos desconociendo... El pueblo venezolano está sufriendo y nosotros no somos cómplices de absolutamente nada, pero tenemos que seguir nuestros principios constitucionales, y la constitución ecuatoriana habla de no injerencia y solución pacífica de las controversias”.