CHICAGO (AP) — Si vives en el noreste o centro de Estados Unidos, no es un sueño: Probablemente tengas una blanca Navidad.

Pero a cambio también habrá condiciones riesgosas para conducir en toda Nueva Inglaterra y las Grandes Llanuras. En el oeste, las Montañas Rocallosas han tenido caída de nieve durante todo el fin de semana.

El sistema de tormentas que azota al Río Mississippi y se mueve al este se originó en Nebraska, recorrió Iowa y dejará varios centímetros (pulgadas) de nueve en Chicago. Salvo una nevada por efecto lacustre de hasta 10 centímetros (4 pulgadas), la acumulación de nieve en la tercera ciudad más grande del país será ligeramente menor a la pronosticada, dijo Ricky Castro del Servicio Meteorológico Nacional. El sistema se traslada el domingo a la costa este, en donde habrá más precipitaciones hacia el mediodía del domingo.

Es un lugar ideal para los amantes de la nieve durante una temporada donde no ha habido mucha, apenas poco más de 5 centímetros (dos pulgadas), dijo Castro.

“Le da una sensación más invernal a la Nochebuena y a la Navidad, se viene una semana fría”, comentó Castro.

No se han reportado decesos o lesionados a causa del clima, pero los traslados fueron riesgosos. Un aviso de clima invernal se mantuvo vigente en la mayoría de Indiana, y las autoridades pidieron a los conductores que evitaran trasladarse a menos que fuera absolutamente necesario. En el norte del estado se prevén hasta 13 centímetros (5 pulgadas) de nieve, y un poco menos para el resto de la entidad.

Los aeropuertos internacionales O’Hare y Midway de Chicago reportaron ligeras demoras de hasta 15 minutos en promedio. Los vuelos de llegada se retrasaron hasta 80 minutos en promedio hacia la tarde del domingo. El aeropuerto Metropolitano del Condado Wayne de Detroit, registraba demoras de unos 15 minutos.

Nueva Inglaterra podría recibir hasta 20 centímetros (8 pulgadas) de nieve. Los meteorólogos afirman que la tormenta pasará por la región desde la tarde del domingo hasta el mediodía de Navidad. Se prevén fuertes vientos, con ráfagas de hasta 105 kilómetros por hora (65 mph) para Massachusetts, Connecticut y Rhode Island.

“A lo largo de la costa, Nueva York podría registrar aguanieve, pero tierra adentro podría haber nevadas importantes”, comentó Castro.

Las zonas montañosas en las partes de Colorado, Montana y Wyoming recibieron más de 30 centímetros (1 pie) de nieve desde el sábado. Fue una buena noticia para los esquiadores, que habían sufrido un lento inicio de temporada.