FOXBOROUGH, Massachusetts, EE.UU. (AP) — Los Patriots de Nueva Inglaterra sumaron otro capítulo a su hegemonía reciente sobre los Dolphins de Miami. Tom Brady y compañía asoman otra vez como el equipo a vencer en la Conferencia Americana.

Brady, apuntalándose como candidato al Jugador Más Valioso a sus 40 años, lanzó cuatro pases de anotación, incluidos dos a Rob Gronkowski, y los Patriots se sobrepusieron a las lesiones y a un desempeño errático para derrotar el domingo 35-17 a los Dolphins.

Fue la séptima victoria seguida de Nueva Inglaterra. Ahora les toca una tanda en la que enfrentarán a cuatro rivales de división en cinco partidos.

Los Patriots (9-2) también alcanzaron las nueve victorias por 17ma temporada seguida. Se trata de la racha más larga de temporadas con saldo positivo desde la fusión de 1970.

"Era un niñito en San Mateo cuando los (49ers de San Francisco) también hacían cosas”, comentó Brady. “Las expectativas son realmente altas debido a los logros alcanzados por los equipos del pasado. Creo que mis compañeros siguen las instrucciones del entrenador (Bill) Belichick y entienden cuál es el objetivo y la historia del equipo”.

Fue el 28vo encuentro de Brady con cuatro pases de touchdown o más en su carrera. Es el tercero mejor de la historia en ese rubro.

Sus 26 envíos de anotación representan la mayor cantidad en la historia durante una campaña para un mariscal de campo de más de 40 años.

Rex Burkhead anotó también en dos ocasiones, mientras que Dion Lewis sumó 15 acarreos para 112 yardas por Nueva Inglaterra. Lewis logró el primer encuentro de 100 yardas en su carrera.

Los Dolphins (4-7) han perdido cinco duelos en fila, algo que no les ocurría desde 2011.

Uno de los últimos cinco partidos será contra Miami en dos semanas. Los Dolphins han perdido cinco partidos consecutivos y nueve seguidos en Nueva Inglaterra con un marcador combinado de 290-126.

La temporada de los Dolphins aún no es una causa perdida, pero están al borde del precipicio en medio de su peor racha desde 2011.

El entrenador Adam Gase dijo que su equipo aún no se da por vencido.

“Creo que siguen dando pelea”, manifestó. “Esa es la parte frustrante, más que nada. Y eso no se ve el domingo. Tienen que confiar en las instrucciones que reciben, cumplir con lo que se supone deben hacer y entonces es cuando veremos mejores resultados”.