BOGOTÁ (AP) — Francisco Maturana, técnico de Colombia en los mundiales de Italia 1990 y Estados Unidos 1994, fue víctima de un asalto, junto con su novia y un grupo de amigos, confirmó el domingo la policía.

De acuerdo con las autoridades, ni el estratega de 69 años ni sus acompañantes sufrieron lesiones por el asalto cometido el sábado por la noche en una finca por tres hombres armados y encapuchados.

La finca de Maturana está ubicada en el sector El Triángulo, municipio El Retiro, al oriente del departamento de Antioquia. Los sujetos rompieron una reja, ingresaron y encañonaron al entrenador y a quienes departían con él.

"Nos metieron en una habitación y nos dijeron que no podíamos salir. Prendieron el televisor duro para que no escucháramos nada de lo que hacían... Nadie salió porque de pronto nos metían un tiro", relató Maturana en la edición digital del domingo del diario El Colombiano de Medellín.

El técnico precisó que los asaltantes robaron dinero, tarjetas de crédito, joyas, celulares y artículos de valor pero no trofeos, medallas ni objetos grandes.

"Yo tengo a esta finca desde el 89 y nunca había pasado nada... vengo ocasionalmente. Es muy raro, nosotros no decimos cuándo venimos", destacó.

Matuarana llevó al Atlético Nacional de Medellín al triunfo en la Copa Libertadores de 1989 y ganó con la selección nacional en casa la Copa América de 2001.

"Es una tristeza... Acá no se le hace mal a nadie... Este es un espacio de tranquilidad que convierten en un espacio de miedo. A veces venimos con mi nieto. Jugamos con él y no me imagino un escenario donde eso hubiera pasado con el niño acá", concluyó.

El entrenador condujo además al Atlético de Madrid en 1994 y a las selecciones de Ecuador, Costa Rica, Perú y Trinidad y Tobago.