Los demócratas ganaron con un amplio margen las elecciones a gobernador en Virginia y Nueva Jersey, varios alcaldes de grandes ciudades fueron reelegidos y los votantes de Maine dijeron que querían unirse a otros 31 estados que ampliaron Medicaid amparándose en la Ley de Cuidado de Salud Asequible.

A continuación, un repaso a las principales votaciones celebradas el martes en Estados Unidos:

DOS GOBERNADORES

Los votantes en dos estados escogieron sucesores para gobernadores con mandatos limitados, el demócrata Terry McAuliffe en Virginia y el republicano Chris Christie en Nueva Jersey, en disputas consideradas como un primer referendo sobre la presidencia de Donald Trump. En Virginia, un estado que no siempre se inclina por el mismo partido, el teniente de gobernador Ralph Northam, un demócrata, derrotó al republicano Ed Gillespie. En Nueva Jersey, el favorito Phil Murphy, demócrata, se impuso a la republicana Kim Guadagno, teniente de gobernador.

Las apuestas eran altas porque los dos partidos querían ganar impulso para las elecciones de media legislatura del año que viene.

Los demócratas no han ganado ninguna de las elecciones extraordinarias al Congreso este año y el próximo gobernador de Virginia tendrá un gran poder de decisión sobre la próxima ronda de definición de los distritos en el estado, cuando se trazan las líneas de circunscripciones para elegir congresistas.

Los republicanos, por su parte, querían un espaldarazo en un momento de conflicto interno en su partido entre Trump y varios congresistas republicanos influyentes.

ALCALDES DE GRANDES CIUDADES

El demócrata Bill de Blasio obtuvo un segundo mandato de la demócrata ciudad de Nueva York. Derrotó con facilidad a la legisladora republicana Nicole Malliotakis y a varios candidatos de otros partidos.

En Boston, el alcalde Marty Walsh ganó un segundo mandato de cuatro años venciendo al concejal Tito Jackson tras una discreta campaña.

El alcalde de Detroit, Mike Duggan, fue reelegido para otros cuatro años frente al senador estatal Coleman Young II, hijo del primer alcalde negro de la ciudad. Duggan había sido elegido antes como un gerente nombrado por el estado en la histórica bancarrota de Detroit.

Dos concejalas de Atlanta, Keisha Lance Bottoms y Mary Norwood, fueron las más votadas en la disputa por la alcaldía, entre casi una docena de candidatos, y disputarán una segunda vuelta el 5 de diciembre. La ganadora sucederá al alcalde, Kasim Reed, en una ciudad que limita los mandatos.

En Seattle, la ex fiscal federal Jenny Durkan abrió una amplia ventaja al inicio de la campaña por la alcaldía. Los votantes elegían entre Durkan y el planificador urbano Cary Moon para sustituir al exalcalde Ed Murray, que renunció este año entre acusaciones de abusos sexuales. El conteo de votos en una votación realizada solo por correo continuará en los próximos días.

Charlotte, North Carolina, elegía a su sexto alcalde desde 2009. La alcaldesa interina Vi Lyles, demócrata, derrotó al concejal republicano Kenny Sith.

MEDICAID

Los votantes de Maine aprobaron una medida que les permite unirse a otros 31 estados al expandir Medicaid amparándose en la Ley de Cuidado de Salud Asequible. Era la primera vez que ciudadanos estadounidenses votaban sobre la cuestión desde que entró en vigor la emblemática reforma sanitaria del expresidente Obama. El gobernador republicano de Maine había vetado cinco intentos de expandir el programa.

ESCAÑO DE UTAH EN EL CONGRESO FEDERAL

El alcalde republicano del feudo mormón de Provo, Utah, ganó una votación extraordinaria para sustituir al representante federal Jason Chaffetz, que renunció este año. En una victoria esperada en un distrito de gran mayoría republicana, John Curtis derrotó a la demócrata Kathryn Allen y al tercer candidato, Jim Bennett.

FISCAL DE DISTRITO EN FILADELFIA

El próximo fiscal de distrito de Filadelfia será Larry Krasner, un demócrata progresista que prometió poner fin al encarcelamiento masivo y la pena de muerte. Sucede al demócrata Seth Williams, condenado a prisión el mes pasado por aceptar un soborno.

CONTROL DE WASHINGTON

La demócrata Manka Dhingra se puso en cabeza en una contienda por un puesto en el Senado estatal que determinará si la cámara alta en Washington sigue siendo la única cámara legislativa de mayoría republicana en la costa oeste. Si el escaño pasa a manos demócratas, Washington se sumará a Oregon y California, que ya tienen ambas cámaras y sus gubernaturas bajo control demócrata.

Según el sistema de voto por correo en el estado, las papeletas deben tener sello o entregarse hasta el martes, lo que implica que podrían pasar varios días hasta conocer los resultados finales podrían no saberse en varios días.