Massachusetts se convirtió en el primer estado que elige a un candidato abiertamente homosexual para el cargo de fiscal general, en este caso una mujer, mientras que el candidato gay a la gobernación de Maine perdió por poco margen su oportunidad de hacer historia.

A nivel nacional, los activistas defensores de los derechos de los homosexuales se preocuparon de que las victorias de conservadores en el Congreso dañen su esfuerzo a favor de una legislación federal en contra del prejuicio en este tema.

En general, se trató de un resultado electoral moderado para el movimiento por los derechos de homosexuales, que contrasta con sus recientes victorias en tribunales que casi han duplicado el número de estados que permiten el matrimonio entre personas del mismo sexo. En la reciente elección para el Senado federal, por ejemplo, varios demócratas que apoyaron el matrimonio gay —incluidos Mark Udall de Colorado y Kay Hagan de Carolina del Norte— perdieron ante republicanos que se oponen.

Entre lo relevante para los activistas defensores de los derechos gay estuvo la elección de la demócrata Maura Healey como fiscal general de Massachusetts. Healey, ex jefa de la división de derechos civiles de la fiscalía, fue capitana del equipo femenil de baloncesto de la Universidad de Harvard y jugó profesionalmente en Austria antes de dedicarse a su carrera de Derecho.

En Maine, el demócrata Mike Michaud quedó cerca de convertirse en el primer candidato abiertamente homosexual en la historia de Estados Unidos que es elegido gobernador. El veterano congresista de 59 años, quien reveló públicamente su orientación sexual el año pasado, había dicho que sería un empuje para la comunidad gay tener una voz en discusiones entre gobernadores sobre asuntos de igualdad.

Tras haberse contabilizado casi todos los votos, Michaud obtuvo 44% de los sufragios, mientras que el gobernador republicano en funciones Paul LePage consiguió la reelección con 48%. Un candidato independiente, quien quizá restó probabilidades a Michaud, recibió 8% de los votos.

Los cinco miembros abiertamente homosexuales de la Cámara de Representantes federal ganaron la reelección, al igual que Kyrsten Sinema, quien es bisexual.

Pero varios candidatos gay que buscaban unirse a ellos fueron derrotados, incluido el demócrata Sean Eldridge, esposo del cofundador de Facebook Chris Hughes, en el este de Nueva York, y el republicano Richard Tisei en una contienda reñida contra el demócrata Seth Moulton, un veterano de la guerra en Irak, en Massachusetts.

___

David Crary está en Twitter en http://twitter.com/CraryAP