SEATTLE (AP) — Cinco años después que el estado de Washington legalizó la marihuana, funcionarios de Seattle empezarán a revocar automáticamente condenas por delitos menores por posesión de marihuana. San Francisco recientemente tomó la misma medida.

La alcaldesa de Seattle, Jenny Durkan, y el fiscal Pete Holmes señalaron que desean ayudar a enmendar el daño de la guerra contra las drogas que afirman resultó en índices de arrestos injustamente elevados para comunidades de minorías.

Varias ciudades y estados de Estados Unidos han permitido a la gente solicitar que sus condenas por marihuana sean revocadas o selladas.

Pero Seattle, San Francisco y San Diego parecen ser las únicas jurisdicciones importantes que revocan condenas en masa.

Holmes dijo que espera cancelar de 500 a 600 condenas, algunas de las cuales datan de 1997.

Seattle por mucho tiempo ha tenido un enfoque tolerante ante delitos de bajo nivel por marihuana.

Holmes no los ha procesado desde que asumió el cargo en 2010.