AP NEWS
Click to copy
Click to copy
Related topics

Tite bajo presión después de empate a ceros con Venezuela

Por MAURICIO SAVARESEJune 19, 2019
El técnico de Brasil Tite da instrucciones a sus jugadores durante el partido de la Copa América contra Venezuela en la Arena Fonte Nova, en Salvador, Brasil, el martes 18 de junio de 2019. (AP Foto/Ricardo Mazalan)
El técnico de Brasil Tite da instrucciones a sus jugadores durante el partido de la Copa América contra Venezuela en la Arena Fonte Nova, en Salvador, Brasil, el martes 18 de junio de 2019. (AP Foto/Ricardo Mazalan)

RÍO DE JANEIRO (AP) — Después de una actuación decepcionante en un empate a ceros contra Venezuela, la culpa recae directamente sobre los hombros del técnico de la selección de Brasil, Tite.

Los anfitriones fueron abucheados en su primer partido de la Copa América, pero aún así lograron sacar una victoria por 3-0 ante Bolivia. El martes, fueron abucheados de nuevo.

“Los aficionados quieren traducir la superioridad a goles. (Los abucheos) son entendibles”, comentó Tite. “Tuvimos mucha posesión, pero no fuimos efectivos”.

Tite ha tenido problemas para hacer que sus sustitutos funcionen, y el partido contra Venezuela en la Arena Fonte Nova en Salvador no fue una excepción.

Con la necesidad de un gol para ganar el encuentro y asegurar un lugar en los octavos, Tite metió al mediocampista Fernandinho en lugar de Casemiro a los 57 minutos, un cambio en la parte de atrás cuando se necesitaba a alguien al frente.

“¡¿Qué?!”, cuestionó el comentarista Galvao Bueno de TV Globo cuando realizó el cambio.

A los 71 minutos, Tite finalmente metió a un delantero, al lateral izquierdo Everton. Sus fintas y pases fueron un problema para la defensa venezolana, pero no produjeron ningún gol.

Brasil, sin embargo, tuvo dos goles que fueron anulados por el VAR luego de decretar fuera de lugar. Uno de los tantos fue de Gabriel Jesus al principio de la segunda mitad y el otro de Philippe Coutinho cerca del final del encuentro.

“Lo intentamos desde el comienzo. Fue un juego difícil, un campo duro que estaba muy seco”, dijo Coutinho, quien marcó dos dianas en el debut del equipo. “Pero no hay ninguna excusa. Necesitamos trabajar para el siguiente juego”.

El partido del martes representó la primera ocasión en la que Brasil no anota en casa desde el juego por el tercer lugar de la Copa del Mundo de 2014, que terminó en una derrota por 3-0 contra Holanda.

Las críticas al conservadurismo de Tite no son nada nuevo. Cuando perdió a Neymar por una lesión en el tobillo derecho poco antes de la Copa América, muchos esperaban que trajera a un jugador como el delantero del Real Madrid Vinicius Junior o al delantero del Tottenham Lucas Moura. Sin embargo, el técnico brasileño se fue por el delantero del Chelsea Willian.

Tite ha enfrentado críticas sobre su manejo del juego desde la derrota del equipo por 2-1 contra Bélgica en los cuartos de final de la Copa del Mundo del año pasado, cuando tardó demasiado tiempo en realizar un cambio clave.

Paulinho, inefectivo en ese partido, fue reemplazado por Renato Augusto a los 73 minutos. El sustituto anotó el único gol de Brasil tres minutos después y casi marca el tanto del empate.

El presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol, Rogerio Caboclo, ha prometido que Tite permanecerá como seleccionador hasta el Mundial de 2022 sin importar lo que suceda en la competición sudamericana.

Falta por ver si realmente cumple esa promesa.

En su tercer juego de la Copa América, Brasil enfrentará a Perú el sábado en la Arena Corinthians de Sao Paulo.

All contents © copyright 2019 The Associated Press. All rights reserved.