LA PAZ (AP) — El club ecuatoriano Barcelona tuvo que entrenarse el martes en Bolivia después que el avión en el que se dirigía a Brasil para enfrentar a Gremio por la semifinal de la Copa Libertadores se quedó varado tras problemas con la documentación.

A un día de jugarse la vuelta de la semifinal en la ciudad de Porto Alegre, el equipo publicó en su cuenta de una foto de los jugadores reunidos en la cancha de club boliviano Bloomimg. “Por iniciar #practicabsc Bolivia”, señala el texto que acompaña la foto. La práctica fue a puertas cerradas.

El conjunto ecuatoriano perdió 3-0 en el partido de ida en Guayaquil.

Barcelona partió desde Ecuador el domingo en un vuelo chárter, y originalmente iba a realizar una escala de 45 minutos en Bolivia para cargar combustible. Sin embargo, el club ya lleva dos días en la ciudad de Santa Cruz por problemas con la documentación del avión, informó el preparador físico, Rubens Valenzuela, en declaraciones a la prensa ecuatoriana.

“Me pone nervioso porque no era lo que estaba planificado. Lo que tenemos que hacer ahora es rezar. Hicimos muchas cosas malas, hay que ver cómo reaccionamos a eso”, agregó Valenzuela.