KINSHASA, Congo (AP) — Seis guardabosques congoleños fueron hallados el sábado en una gran reserva ecológica en el noreste del Congo, un día después de que una estación de seguridad fue atacada por milicianos, pero un periodista estadounidense y al menos otros tres guardabosques seguían desaparecidos, dijo un funcionario local.

El administrador del territorio de Mambasa, Alfred Bongwalanga Efoloko, confirmó que los seis guardabosques habían sido hallados. No aclaró en qué estado se encontraban. Al menos 10 personas habían desaparecido luego que milicianos de Mai Mai atacaron el pueblo de Mambasa en la Reserva Silvestre de Okapi, en el Congo, dijo.

Por el momento no hubo más detalles sobre el periodista desaparecido y las autoridades no tenían prueba de que el ataque era un secuestro, agregó. Desde el viernes por la noche se han enviado refuerzos del ejército para buscar a los desaparecidos, puntualizó.

"Tengo esperanzas de que serán hallados", dijo Efoloko en declaraciones a The Associated Press por teléfono. "El bosque es muy grande, tal vez huyeron en otra dirección. Según el testimonio de sus colegas, el ataque se produjo cuando el equipo quería ir a comer" y se intercambiaron muchos disparos.

Dos periodistas británicos y otros cinco guardias del parque que formaban parte del mismo equipo lograron escapar después del ataque, abriéndose camino hacia otra base de la reserva de Okapi, dijo.

Los guardabosques forman parte del Instituto Congoleño para la Conservación de la Naturaleza.

El sábado temprano, el Centro de Estudios para la Paz y Defensa de los Derechos Humanos dijo que además del periodista estadounidense habían desaparecido 11 guardabosques. También identificó a los atacantes del viernes como miembros del grupo Mai-Mai SIMBA, diciendo que atacaron en Bapela, 40 kilómetros (25 millas) al sur de Mambasa. El director general de la organización, Omar Kavota, dijo estar preocupado por los desaparecidos.

Un civil congoleño también fue secuestrado el viernes cerca de Mambasa por hombres armados, dijo en un comunicado.

Los secuestros son frecuentes en el Congo oriental, donde los responsables piden rescate.

Otro ataque perpetrado también por los Mai-Mai el sábado en la provincia Kivu del Norte dejó dos soldados muertos.