JUPITER, Florida, EE.UU. (AP) — Martín Prado no se queja ni exige un canje por la situación de los Marlins de Miami. El antesalista venezolano asegura que está contento solo por formar parte de un equipo de Grandes Ligas.

Bueno, es cierto que la aptitud de los Marlins para ser parte de las mayores ha sido cuestionada luego que se deshicieron de la mitad de su alineación titular. Pero mientras los jardineros Giancarlo Stanton y Christian Yelich manifestaron descontento sobre el reajuste - y luego fueron canjeados - Prado, de 34 años, no tenía intenciones de irse del equipo como sus compañeros más jóvenes.

“Lo considero un poco radical la manera que piensan los de esta generación”, dijo Prado. “Cuando llegué a las mayores, no se me permitía hablar. No estoy juzgando a nadie. Los quiero, y los vamos a extrañar. Les deseo lo mejor. Ahora tengo que preocuparme por mí, y tenemos que seguir adelante".

Tras la purga salarial del nuevo gerente general Derek Jeter, Prado es el jugador mejor pagado de los Marlins _ si es que juega. Los Marlins le pagaran 13,5 millones en esta temporada y 15 millones en el 2019, el último año de su contrato.

Pero el venezolano pasó la mayor parte del 2017 como uno de los jugadores mejores pagados en la lista de lesionados, con lesiones en la rodilla y el tendón de la corva que lo limitaron a 37 partidos, y no está totalmente recuperado ahora que comienzan los entrenamientos de primavera.

"Me siento muy bien", dijo. "En las últimas semanas me esforcé más de lo normal y mi tendón de la corva estaba un poco tenso, así que me bajé la intensidad un poco".

Prado se la ha pasado practicando en la caja de bateo hasta ahora y no participa en las prácticas del equipo. Tampoco jugará el viernes contra los Cardenales para el primer partido de la pretemporada.

El manager Don Mattingly dijo que la meta es tener a Prado listo para el día inaugural de la temporada regular. Y Mattingly prevé una contribución significativa de parte del veterano, quien bateó .305 con 183 hits en el 2016 y batea para .291 en su carrera en las mayores.

"No olviden cómo estaba Martín hace dos años", dijo el manager. "El año pasado fue una temporada dura para él en lo mental, pero para mí él es uno de nuestros jugadores más valiosos. El definitivamente puede batear, y eso no va a desaparecer. Espero contar con Martín".

La mayor contribución de Prado podría ser su liderazgo, como jugador de más edad de Miami.

"Se desempeña de forma extraordinaria", dijo Mattingly. "Él es un trabajador tremendo, quiere jugar todos los días, tiene buenas rutinas y logra sus metas. Todo ese liderazgo para un club joven que muestra cómo uno se prepara para ganar".