NACIONES UNIDAS (AP) — El presupuesto previsto este año para el Comité Internacional de la Cruz Roja es 80% mayor al de 2010 debido a los conflictos cada vez más prolongados y las crecientes necesidades humanitarias, dijo el martes el director de operaciones del organismo.

Dominik Stillhart afirmó en conferencia de prensa que las “crisis prolongadas son definitivamente la nueva norma, sin duda”.

Una razón es que aunque prácticamente todos los conflictos actuales tienen orígenes locales, son “muy a menudo manipulados por potencias regionales, y potencias globales, que discrepan básicamente en torno a una posible solución”, agregó.

Frente a “estos profundos desacuerdos entre las potencias regionales y globales, desafortunadamente veremos que muchos de estos conflictos se prolongarán bastante tiempo”, apuntó Stillhart.

La Cruz Roja tiene más de 16.000 personas desplegadas en unos 80 países, y el plan presupuestario de este año para las operaciones de campo es de 1.800 millones de dólares, “un aumento de 80% sobre el presupuesto que tuvimos en 2010”, afirmó Stillhart.

Dijo que la duración promedio de la presencia de la Cruz Roja en los lugares donde efectúa sus 10 misiones de mayor envergadura este año _Siria, Irak, Sudán del Sur, Yemen, Nigeria, Somalia, Congo, Afganistán, Ucrania y Myanmar_ es de 37 años. Esta es otra muestra de lo irresolubles que se han vuelto estos conflictos, apuntó.

Stillhart mencionó varias razones por las que han aumentado las necesidades humanitarias, “en primer lugar” el “entorno cada vez más permisivo para el uso de la fuerza” durante la última década.

“Por un lado están los grupos armados no estatales que violan las normas más básicas de la ley humanitaria internacional, y por el otro los Estados renuentes a respetar la ley humanitaria internacional en su lucha contra el terrorismo”, afirmó.