SANÁ, Yemen (AP) — Los combates en las afueras de la capital yemení entre rebeldes chiítas y fuerzas leales a un gobierno reconocido internacionalmente han causado más de 55 muertos en ambos bandos, dijeron funcionarios médicos el sábado.

Los choques tuvieron lugar en el distrito de Nihm, unos 45 kilómetros al noreste de Saná, que está en poder de los rebeldes. Además hubo decenas de heridos en las últimas 24 horas, añadieron las fuentes, que hablaron bajo la condición de anonimato por no estar autorizadas a informar a la prensa.

Por otra parte, al menos 25 personas de ambos bandos murieron en choques en la costa occidental de Yemen.

Los rebeldes, conocidos como hutíes, tomaron Saná en septiembre de 2014 y expulsaron al gobierno del presidente Abed Rabbo Mansour Hadi.

Una coalición encabezada por Arabia Saudí combate a los hutíes, respaldados por Irán, desde marzo de 2015.