MADRID (AP) — El gobierno conservador español anunció el viernes que está analizando la posibilidad de introducir cambios para que los padres catalanes puedan elegir el español en lugar del catalán como la lengua principal en la educación de sus hijos.

Si se confirma, la iniciativa pondría fin a décadas de políticas regionales que dan prioridad a la lengua materna en las aulas mientras, al mismo tiempo, ofrecen un número limitado de clases en español.

El sistema tradicional ha sido acreditado como una forma de garantizar la igualdad de oportunidades en una región donde el catalán es utilizado ampliamente, tanto social como profesionalmente.

El anuncio se produce después de que las autoridades centrales españolas comenzaran a gobernar directamente la región del noreste del país, en respuesta a un intento ilegal de independencia en octubre.

Los separatistas catalanes acusan al gobierno nacional de abusar de su poder temporal sobre la región.

El proceso para formar un nuevo gobierno regional permanece en el limbo, en medio de obstáculos legales y luchas internas entre facciones dentro de los partidos separatistas.