LOS ÁNGELES (AP) — Bob Bradley fue nombrado el primer entrenador en la historia de Los Angeles Football Club, la nueva franquicia de la MLS, que debutará en esa liga a partir del año próximo.

Bradley fue seleccionador nacional de Estados Unidos. Se le considera el técnico estadounidense con más trayectoria en el fútbol internacional.

Desde hace tiempo, se había rumorado que Bradley era cortejado por el adinerado grupo que posee el LAFC, que espera tener éxito inmediato en la MLS, haciéndole sombra al otro equipo de la ciudad, el Galaxy, cinco veces monarca de la liga.

El LAFC presentará formalmente a Bradley este viernes, en el Museo de Historia Natural ubicado en el centro de Los Ángeles, junto a la zona donde se construye el nuevo estadio del equipo.

Bradley, de 59 años, no cuenta todavía con jugadores en el plantel. Fue el primer estadounidense en dirigir un club de la Liga Premier, aunque su gestión en el Swansea no resultó exitosa y duró apenas 11 partidos.

De 2006 a 2011 dirigió la selección estadounidense, con la que se coronó en la Copa de Oro de 2007. Se convirtió en el único estratega en 80 años en dejar a Estados Unidos como líder de un grupo en el Mundial, en Sudáfrica 2010.

Tras dejar la selección, decidió emprender una carrera internacional. Tuvo las riendas de la selección de Egipto, así como de clubes en Noruega y Francia, antes de arribar al Swansea, a finales del año pasado.

Con el club inglés, logró apenas dos victorias en 11 partidos, y fue reemplazado en enero por Paul Clement.

Asimismo, acumula una amplia experiencia en la MLS. Fue entrenador del Fire de Chicago durante la campaña que marcó el debut del equipo, y obtuvo de inmediato el título de la MLS.

Ha estado al frente también de los MetroStars y de las Chivas USA, el club ahora extinto que llegó a compartir estadio con el Galaxy. En 2006, se marchó de Chivas para tomar el mando en la selección nacional.

Es hijo del capitán de la selección, Michael Bradley, quien juega actualmente en el Toronto.