ISLAMABAD (AP) — La policía paquistaní reabrió la investigación en torno al asesinato del ex espía cuya viuda ha acusado del crimen a un popular presentador noticias.

El presentador de noticias, Hamid Mir, ha negado las acusaciones, afirmando que sólo buscan callarlo.

El oficial de policía Shafiq Ahmed confirmó el domingo que la investigación fue reanudada, pero dijo que la familia del espía, Khalid Khawaja, no ha ofrecido pruebas nuevas.

Khawaja y otro ex espía desaparecieron en marzo del 2010. Sus restos fueron hallados el mes siguiente, y el Talibán paquistaní se atribuyó los asesinatos.

Críticos han acusado a Mir de simpatizar con el Talibán debido a sus contactos con el grupo. Mir, quien escapó de intento del Talibán de asesinarlo con una bomba el año pasado, niega estar apoyando al grupo.