CIUDAD DE MÉXICO (AP) — La novena podría ser la vencida en los Oscar para México con la película “Roma” de Alfonso Cuarón.

La cinta basada en los recuerdos de infancia del director mexicano fue anunciada el viernes como la apuesta de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC) este año para el Oscar y los Goya.

De conseguir una nominación a los Premios de la Academia hollywoodense, sería la novena ocasión que el país compita por la hasta ahora elusiva estatuilla a la mejor cinta en lengua extranjera.

Sería también un hito para las lenguas indígenas mexicanas, pues además de español incluye diálogos en mixteco, una lengua del sureño estado de Oaxaca, de donde era originaria la nana de Cuarón. En México se hablan 68 lenguas indígenas.

“Es el inicio de una aventura para la película y para México”, dijo la actriz Marina de Tavira, quien da vida a la madre de la familia retratada en la cinta, el viernes en conferencia de prensa.

En un mensaje enviado por video, Cuarón lamentó no poder estar en el anuncio “por motivos personales”, pero agradeció el voto de confianza.

“Quiero agradecer el honor de que ‘Roma’ haya sido seleccionada para representar a México”, dijo el laureado cineasta. “‘Roma’ solo fue posible por la inmensa colaboración de un enorme equipo de trabajo, casi todos ellos mexicanos de talento único”.

El largometraje filmado en blanco y negro se centra en la empleada doméstica de una familia en la Ciudad de Mexico a principios de los 70, en una época tumultuosa de manifestaciones de estudiantes que fueron reprimidas violentamente por grupos paramilitares impulsados por el gobierno.

Cuarón ha dicho que espera que la película resuene entre los jóvenes mexicanos. Recién en los primeros días de septiembre, un grupo de choque integrado por jóvenes agredió a estudiantes que se manifestaban pacíficamente frente a la rectoría de la UNAM, lo cual ha desatado otras manifestaciones por la seguridad en la universidad.

“Muchas de las cosas que se tocan en la película siguen sucediendo”, dijo el diseñador de producción Eugenio Caballero. “Esos temas que eran muy concretos de esa época son de alguna manera la semilla de lo que está pasando ahora también. En ese sentido conecta profundamente. Al final el punto de vista es la vida de una familia, pero que a través de ellos se hace un retrato de la sociedad mexicana”.

“Roma” se alzó la semana pasada con el León de Oro, el máximo premio del Festival Internacional de Cine de Venecia.

Cuarón, ganador de dos Premios de la Academia por la dirección y edición de su épica espacial “Gravity”, también ha sido postulado al Oscar por “Children of Men” y por “Y tu mamá también”, que fue nominada a mejor guion original (de Cuarón con su hermano Carlos) mas no a mejor película en lengua extranjera. La más reciente nominación de México en la categoría llegó en 2011 con "Biutiful" de Alejandro González Iñárritu.

“‘Roma’ es una película que no necesita de ningún premio para sobrevivir por la eternidad. Es una absoluta gran película y me da mucha emoción”, dijo a AP el actor Gael García Bernal, uno de los astros de “Y tu mamá también”, al celebrar la elección de “Roma”.

En los Goya de España, el cine mexicano ha sido postulado en 16 ocasiones y ha ganado dos premios a mejor película extranjera de habla hispana (una categoría hoy conocida como mejor película iberoamericana), por "El callejón de los milagros" de Jorge Fons (1996) y "Lo que importa es vivir" de Luis Alcoriza (1987).

Las nominaciones a los Premios de la Academia se anunciarán el 22 de enero del 2019, y la gala de premiación será el 24 de febrero.

Los Goya se entregarán el 2 de febrero. Aún no se ha anunciado la fecha de las nominaciones.

En la conferencia del viernes también estuvieron presentes las actrices oaxaqueñas Yalitza Aparicio y Nancy García, así como el productor Nicolás Celis.

La película fue rodada enteramente en México, en las calles de la colonia Roma, donde vivió Cuarón cuando era niño, y en otras del centro, así como en sets construidos para recrear la casa de su infancia y la ciudad de hace medio siglo.

“Es una película que habla sobre México”, dijo Caballero. “Es un homenaje a su poder, a su fuerza, a los contrastes que hay a partir de la memoria de Alfonso”.